Cambiar halógeno por Led
Cambiar halógeno por Led

Cambiar una bombilla halógena

Halógeno bajo consumo

Tutorial muy sencillo y básico de electricidad de cómo cambiar un halógeno.

Sustituye una bombilla halógena por una bombilla de bajo consumo de tipo LED, con una duración de más de 20.000 horas. Es una manera sencilla de ahorrar en la factura de la luz. Este sencillo ejercicio de electricidad gratis, se puede reproducir en casa, con una lámpara vieja y una bombilla halógena moderna de bajo consumo.

Es una manera de cambiar los lúmenes de una bombilla halógena por una bombilla LED de bajo consumo.

Tabla de contenido.

  1. ¿Cuáles son las principales diferencias entre una lámpara LED y una lámpara halógena?
  2. Si decides cambiar las bombillas de bajo consumo tienes estas ventajas.
  3. Como realizar el cambio de bombilla.


¿Cuáles son las principales diferencias entre una lámpara LED y una lámpara halógena?

La principal diferencia entre una lámpara LED y una lámpara halógena es que la lámpara LED es más eficiente y más económica.

La lámpara LED consume un tercio de la energía de una lámpara halógena, lo que significa que la lámpara LED tiene una vida útil de 3 veces más.

Las lámparas LED también tienen una durabilidad mucho mayor que las lámparas halógenas.

Los LEDs también producen más luz y menos calor que las lámparas halógenas, por lo que son perfectos para los espacios donde se necesita mucha iluminación y poco calor.


Las lámparas LED son una de las mejores opciones para reducir el consumo de energía y el impacto ambiental.

Para saber cuántos lúmenes tiene una bombilla halógena o LED, es necesario saber el voltaje, que es el valor que pone la etiqueta. El voltaje depende del uso que se le dé a la lámpara.

Bombillas de baño y cocina: 220 V.

Bombillas de salón: 230 V.

La vida útil de una lámpara LED puede ser de hasta 30.000 horas.

En total existen tres tipos de bombillas de bajo consumo, que son las siguientes:

Compactas: Quiere decir que están fabricadas con materiales más ligeros que las de bajo consumo, como por ejemplo la aleación de aluminio.

Slimline: Las de bajo consumo Slimline son de un espesor menor y están compuestas en su interior por una lente de cristal.

De bajo consumo de alta eficiencia: Están fabricadas con materiales de mayor calidad que las de bajo consumo de alta eficiencia.

Lo importante es tienen una duración entre dos y cinco años, dependiendo de la calidad del producto.

Las de bajo consumo es una de las más vendidas en España y es muy buena opción para sustituir el uso de incandescentes.

Las bombillas de bajo consumo de 60 W tienen la ventaja de que pueden sustituir a las de 100 W, ya que son más eficientes y producen una luz de calidad.

Si decides cambiar las bombillas de bajo consumo tienes estas ventajas:

– El consumo de energía de la bombilla de bajo consumo es menor que la de una bombilla tradicional.

– Las bombillas de bajo consumo producen menos calor y suelen tener una mayor duración.

– Con las bombillas de bajo consumo se consigue ahorrar hasta un 60%.

– Las bombillas LED son más modernas y están fabricadas con materiales más avanzados, por lo que su vida útil es más larga y no son tan frágiles.

Además, su consumo es mucho menor y duran más tiempo que las halógenas, por lo que, a la larga, en el caso de las de bajo consumo, serán más económicas.

La diferencia radica en el material en el que están fabricadas y en el bajo consumo, ya que, al ser mucho más modernas, son más eficientes.

Es importante estar al tanto de las diferencias entre las bombillas halógenas y las LED, ya que las LED son las más modernas y eficientes, con el consiguiente ahorro de energía y de dinero.

Al igual que en los vehículos, dónde también hay diferencias entre los antiguos y los más modernos.

Como realizar el cambio de bombilla.

Antes de comenzar con el cambio del halógeno, fíjate bien en las características de las bombillas que quites para comprarlas de las mismas características.

  • Procedemos a cortar la luz para trabajar con la máxima seguridad posible.
  • Nos fijamos en el foco de la bombilla donde hay una ranura la que al abrirse impide que la bombilla caiga.
Aro metálico
  • Para seguir con el cambio de halógeno podemos ver que la bombilla lleva dos pines donde entra en el portalámparas . Procedemos a retirar la bombilla, cogemos la bombilla nueva que hemos comprado y la metemos en los dos agujeritos de porcelana, da igual que se pongan de una manera o se pongan de otra.
  • Colocamos ya el aro metálico (que va a hacer de tope para que la bombilla no se caiga). Por ultimo, metemos la bombilla en su sitio y le damos al interruptor de la luz para comprobar que funcione correctamente y ya sabes cambiar un halógeno.

Te puede interesar cómo cambiar los filtros de osmosis de tu aparato.

Una tienda especializada para que veas precios, modelos y tipos.